lunes, 5 de octubre de 2009

Una muy buena frase para cosas que me interesan, viajes y negocios: para Soul Business.

«Allí donde hay amor, hay vida… el futuro depende de lo que hagas hoy.»

Con esta frase de Mahatma Gandhi acaba el video que os dejo hoy que, a mi parecer, es duro, bueno y reflexivo; y cuyas imágenes son aguijonazos para aquellos que saben y sabemos que el mundo no es tan maravilloso y que la canción «What a Wonderful World», que tan bien interpretaba Louis Armstrong, es eso, una canción que sólo muestra una de las caras de este hogar común que es la Tierra.

Una muy buena frase con la que voy a escribir este post que inicia la semana y que voy a comentar en dos partes. Allá va.

Allí donde hay amor, hay vida…

En las cosas que nos interesan solemos poner empeño, dedicación. Nos acercamos a ellas, las cuidamos, invertimos tiempo, recursos y esfuerzos. Y lo hacemos con gusto. Lo hacemos con nuestras aficiones, nuestros hobbies, pero también con las personas que nos interesan. Si somos jardineros nos preocuparemos de que las plantas luzcan sanas y bellas; si nos gusta la cocina jugaremos con los ingredientes hasta que algo salga rico, rico; si escribimos un blog intentaremos que salga interesante o, al menos, entretenido. Y así sucesivamente. Cuando a estas cosas se hacen con cariño, con amor, crean un vínculo con quien las hace. Es decir, se llenan de vida y, es difícil, que se abandonen. Con las personas, pasa lo mismo. Fijaos en los enamorados, que irradian vida; en la fuerza de voluntad que muestran los enfermos que aman y desean vivir; en el amor que se muestran los amigos que mantienen viva la amistad: En las familias que se quieren. Allí donde hay amor, hay vida…

En los viajes, ocurre lo mismo. Cuando se realizan con pasión, amando profundamente caminos, lugares y gentes da la sensación de que tu cuerpo se llena de energía, de vida. Si además, eres correspondido por el «viaje» uno se acerca bastante a la felicidad plena.

Por último, en el ámbito empresarial, en el mundo de los negocios, el amor, aunque parezca una tontería lo que voy a decir, es una de las ventajas competitivas que pueden utilizar las empresas para crear una estrategia de diferenciación lo suficiente sólida que les permita alcanzar el éxito. Y la razón no otra que el amor da fuerza, empuje, pero sobre todo genera ilusión. Y la ilusión es una de las formas en el que se manifiesta la vida.

No todas las empresas utilizan este potente recurso, para el que sólo se necesita la voluntad de todas las personas que la forman. Cuando no es así, cuando no hay amor ni voluntad, surgen los conflictos internos. Se debilita la confianza entre compañeros, entre jefes y empleados, de arriba abajo, de abajo a arriba, en todas direcciones creando desajustes en todas las áreas de la organización que pueden acabar matándola. Si hay amor en la empresa, hay vida. Si además este amor, se refleja en las tareas del día a día y todo esto se transmite fuera de la organización y se aplica a la gestión de clientes, a los colaboradores y a todos los que de alguna manera tienen relación con el negocio, habrá esperanza, habrá éxito y habrá vida. Quien ama lo que hace, con quien lo hace y cómo lo hace, siempre tendrá vida.

… el futuro depende de lo que hagas hoy

Cuando veáis el video, comprenderéis de lo que hablo. Todo lo que hagamos hoy tendrá su reflejo en el mañana y si no cambiamos determinadas actitudes afectarán a las cosas que interesan, a los viajes y a los negocios.

Como decía Woody Allen, a mí también me interesa el futuro porque en él voy a pasar el resto de mí vida y sé que éste depende de lo que haga hoy.

<

12 comentarios:

FAH dijo...

Excelente post Fernando. Me ha gustado mucho. Lo he tuiteado. El amor es la palabra (que está falsificada en nuestro día a día) lo importante es lo q significa. Por eso, San Agustín decía: "Ama y haz lo que quieras". Felicidades. Abrazo.

Fernando López Fernández dijo...

Gracias Francsico.

De acuerdo en que la palabara amor esta falsificada. Si uno sabe lo que significa y lo que representa la vida se hace más fácil.
Un abrazo

Pd - en unos minutos te paso comentarios de Poco+poco= mucho

Javier Rodríguez Albuquerque dijo...

Hola Fernando:
Estupenda reflexión para empezar un lunes, aunque bien pensado sirve para cualquier día de la semana. Además de AMOR yo que quedo con la palabra ACTITUD. ¡Es tan difícil cambiar de ACTITUD!
Percibo que Obama lo está intentando. Intuyo que quiere buscar otras soluciones a problemas que siempre se han querido solucionar de la misma manera: con la prepotencia del más fuerte. Para empezar ya hay encuestas en internet para ver si es necesario matarle o no. Al menos, los mortales de "a pie" lo intentaremos. ¡Que no sea por nosotros!

Fernando López Fernández dijo...

Hola Javier:

La actitud, como apuntas es fundamental. Yo creo que es una consecuencia de este concepto de amor que hablo. Cuando es así, sale de forma natural.

Gracias por venir.
Un abrazo

Katy dijo...

"Allí donde hay amor, hay vida" Yo por añadiría SOLO dónde hay amor hay vida.
Llevado esto al al mundo empresarial que está formado por personas habría que enseñarles esto pero la inmensa mayoría de la gente trabaja por lo que trabaja "por pasta"
Suscribo la frase de Woody Allen que es un genio y tu post tambien!!!
Feliz semana Fernado y que lleves esa energía positiva contigo allá dónde vayas. Seguro que a ti te irá bien.

Fernando López Fernández dijo...

Hola KATY:

Si bien todos trabajamos por pasta, tampoco es el factor principal, en muchos casos, para hacer las cosas bien y con amor. Si la vida solo fuese una cuestion de pasta yo estoy convencido de que trabajaría en otra cosa.

Un abrazo

Germán Gijón dijo...

Caray, Fernando, qué buen post!
Uno se anima a reflexionar sobre la conciencia de grupo, ¿verdad? Y me suscribo a vuestros comentarios sobre la falsificación de la palabra amor.
Muy bueno, de verdad.
Un abrazo.

Fernando López Fernández dijo...

Hola German:

Gracias como siempre por pasarte. me gusta eso de la conciencia de grupo. Creo que nos falta un poco- bastante de ella. Si reflexionasemos sobre ella, nos iría bastante mejor.
Un abrazo

Rafa Bartolomé dijo...

Como me alegra saber que pones tanto amor o cariño en todo lo que tocas. Me alegro, egoistamente, por las personas con las que trabajas a diario.
El video es fantástico. Si has leído un post que escribí hace unos días:"¿Por qué", verás que escribía algo parecido. Un abrazo.

Fernando López Fernández dijo...

Si, Rafa, si lo lei, y quizás inconscientemente me sirvió de inspiración para este.

Ahora, tambien te digo, que no siempre la gente está contenta con lo que uno hace, pero si es cierto que me gusta poner amor en lo que hago.

un abrazo

Begoña Gamonal dijo...

hola, Fernando.

El amor es el motor de la vida. Recuerdo mi último proyecto, el inmenso amor que le dediqué quedó impreso en él, supongo que alguien lo aprovechó. Las cosas hechas con amor tienen otro color, tienen otro sabor, otro aroma, el resultado es distinto, se nota, en todo, a la hora de cocinar también.
Además, no hay cosa más gratificante que hacer las cosas con amor.

Un beso con amor:-).

Fernando López Fernández dijo...

Hola begoña:

Pues sucribo todo lo que dices porque asi lo veo yo también.
Un beso

Soul Business

Gracias por visitar mi blog
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...