viernes, 30 de enero de 2009

Starbucks Graasroots Movement

Desde hace varios meses nos levantamos con titulares que no invitan al optimismo. Esta vez le ha tocado, por segunda vez en menos de seis meses a Starbucks, que en los últimos años se había convertido en una de las empresas más admiradas del mundo y caso de éxito de muchas escuelas de negocio y editoriales que publicaron libros como “El economista camuflado” o “La experiencia Starbucks”.

Pues bien, la cadena estadounidense de cafeterías ha anunciado el cierre de 300 tiendas y el recorte de 6.700 puestos de trabajo debido a la reducción de sus beneficios fiscales como se puede leer en cualquier medio (hoy finanzas.com). En el se comenta que los principales motivos han sido la caída del consumo en Estados Unidos, la fuerte competencia de McDonald’s ó Dunkin Donuts o el gasto en reestructuración -el mayor en cierres de locales- de la compañía. Podríamos añadir otros:

Crecimiento desproporcionado que lleva a la ineficiencia: en el periodo 2004 – 2008, se duplicaron el número de tiendas. Starbucks tiene en torno a las 10.000 repartidas por el mundo.

Modelo no globalizado del todo: no todo el mundo comparte su forma de entender una cafetería como paso en Australia donde se la “dieron”.

Proximidad entre locales: uno de los errores - desde mi punta de vista- de muchas cadenas y franquicias: porque Acaban compitiendo contra ellos mismos.

Nuevos competidores: sólo hay que darse un paseo por Madrid, y veremos clones de Starbucks. No creo que en el resto del mundo sea diferente, porque al calor del éxito surgen imitadores. Y esto pasa en cualquier negocio.

Por lo que he podido leer (aún no hay mucha información) están modificando su estrategia de más lleva a más por la de menos lleva a más que seguramente agradezcan sus accionistas (al menos hasta que vuelvan las vacas gordas).

Lo peor del asunto es que esos despidos - que pueden suponer un 5% del global de la plantilla a nivel mundial – seguramente estén creando un conflicto con la misión y los valores de la empresa; aunque la dirección ha comunicado que hará un esfuerzo por recolocar al mayor número de ellos.

A pesar de todo, han seguido fieles a sus valores de ayuda a la comunidad como muestra la última campaña lanzada en Estados Unidos con el objetivo de captar voluntarios que inviertan parte de su tiempo para ayudar a la comunidad. Seguramente muchos dirán que no es el momento de lanzarla. Que no es “políticamente correcto” hacerlo en estos momentos; que es oportunista; que fíjate en estos, piden voluntarios y despiden a gente, que si en realidad el café es muy malo; y carísimo. Y todo puede ser verdad si sólo se ven las cosas desde una óptica.

A mí, en cualquier caso me ha parecido valiente, y si consiguen esos voluntarios me parecerá magnífico. Y además, el video está chulo.

No hay comentarios:

Soul Business

Gracias por visitar mi blog
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...